lunes, 5 de abril de 2021

Coliflor crujiente con glaseado de soja y miel

¡ Sorpresa !  Si eres de esas personas que tiene mil trucos para quitar o enmascarar el olor tan peculiar que desprende la coliflor durante su cocción, esta va a ser tu receta favorita, y es que con esta forma de prepararla, tu casa va a seguir oliendo a la fragancia de tu hogar. No vamos a cocer la coliflor, y sin embargo, vamos a conseguir una textura tierna y crujiente,  ¡Ole! ¿Cómo se te queda el cuerpo? 

¡ Vamos a ello !




Lo primero que vamos hacer es una especie de tempura, y digo especie, porque no es la tempura original, pero es que a mi este plato me gusta más así.

Ingredientes para la tempura:

40 gr de harina de trigo

12 gr de maicena

1 Cucharada de levadura 

1 Huevo

170 ml de agua muy fría

1 Cucharadita de sal

Ingrediente principal :

Coliflor

Ingredientes para el glaseado:

80 gr de miel

35 ml de soja

80 ml de agua

Preparación:

 Cogeremos un bol, o algo donde nos resulte fácil batir.

Echamos la harina, la maicena, la levadura el huevo, el agua y la sal, removemos todo hasta obtener una mesa densa pero ligera. Reservamos

Cortamos la coliflor en ramilletes, más bien pequeños, que no sean migas pero tampoco que nos queden troncos de arboles.



La lavamos bien y dejamos escurrir.

Ponemos una sartén al fuego con suficiente aceite para freír, mientras se calienta, pasamos algunos de estos ramilletes por nuestro preparado y vamos echando a la sartén de pocos en pocos, según se van dorando, los vamos sacando a un plato con papel de cocina para que este vaya absorbiendo el exceso de aceite.



Una vez fritos todos, nos ponemos con nuestro glaseado.

Echamos en una cazuela la miel. el agua y la soja, la ponemos al fuego y vamos removiendo para que no se nos queme, pero tenemos que dejarla que hierva un poco para que se vaya reduciendo y así conseguir nuestro glaseado, cuando lo tengamos apagamos el fuego.

El glaseado lo serviremos en una jarrita o lo que tengamos a mano y cada uno se servirá a gusto echándolo por encima de la coliflor.

Podemos complementar este plato acompañándolo de un arroz blanco, quinoa o una ensalada. 

Como siempre probamos de sal y a comer.

¡ Que aproveche !



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por participar en esta página.
se agradecen los comentarios animadores y las criticas constructivas